Hay cosas que no se dicen y mueren en los corazones.
Otras cosas no se dicen y mueren en un blog.

jueves, 13 de junio de 2013

EL CRONOPIO Y LA FLOR

Un cronopio encuentra una flor solitaria en medio de los campos.
Primero la va a arrancar, pero piensa que
es una crueldad inùtil y se pone de rodillas
a su lado y juega alegremente con la flor,
a saber: le acaricia los pétalos, la sopla para que baile,
zumba como una abeja,
huele su perfume
y finalmente se acuesta debajo de la flor
y se duerme envuelto en una gran paz.
La flor piensa: “es como una flor”.
 
Julio Cortázar
 
Foto: Vanessa
 

4 comentarios:

  1. El dulce duende verde encontró la paz que anhelaba.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Este poema mini relagto es ciertamente como un cronopio. Es un dibujo fuera de los márgenes, un poema sin rimas...y sin embargo nos poliniza el alma.
    Precioso :)
    Un beso inmenso guapa!!!

    ResponderEliminar
  3. que manía tienen las flores de crecer en cualquier parte, ¿verdad?

    (cualquier cosa que tenga que ver con cronopios la aplaudo con entusiasmo)

    ResponderEliminar
  4. Que delicadeza, asi tendriamos quw actuar siempre...

    besos

    ResponderEliminar