Hay cosas que no se dicen y mueren en los corazones.
Otras cosas no se dicen y mueren en un blog.

miércoles, 6 de octubre de 2010

CENIZAS

"¿Cuál de ellos será mi amor?
Tal vez sea aquel que nació
y cuando pensaba que florecía
se marchitó como una flor
donde el viento cada día
arrancaba un pétalo con dolor,
alejándolo con orgullo
y no dejando ni su olor.

O quizás sea
aquel cupido milagroso,
un ángel enviado por Dios
que bajó sólo unos días
para llevarse mis besos de traición.

¿Dónde está mi bandido?
Robaste tu fortuna, que es mi amor,
y ahora que te has ido
dejaste tus pisadas en la arena
que el tiempo ya alejó.

¿Por qué engañarse así?
¿De qué me sirven tus miradas?
Las cenizas siempre permanecen
pero ya se ha apagado la llama."

9 comentarios:

  1. Es muy triste esto que posteas... Espero que al menos, encuentres algo positivo en lo que te haya pasado, pues siempre hay una brizna de aire que podrá soplar todas esas cenizas que ha dejado esa llama... Cuando puedas recuperarte y volver a encender ese fuego, sabrás lo muy importante que eres y te reconocerás a ti misma en tu sonrisa.

    Muchos ánimos y fuerzas, un beso.

    ResponderEliminar
  2. Desde luego no se puede rebuscar el amor entre el pasado. Con la ceniza te acabas ensuciando y no sacas nada bueno. Futuro, just future...

    ResponderEliminar
  3. Tienes un regalo en mi laberinto.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Hola!! Me encantó tu blog y también este escrito! Ya voy a volver con tiempo!!
    Siempre quedan cenizas de cada relación pasada!
    Besoss

    ResponderEliminar
  5. aunque ahora quizá no la veas, hay una nueva llama, es brillante y te ilumina.
    Sonrie. Un beso :)

    ResponderEliminar
  6. Hay llamas que nunca se apagan...y aún así, hay seres como tú, que poseen tanta luz que bien pueden andar a oscuras :)
    Un beso enorme preciosa!!!
    Favole

    ResponderEliminar
  7. Las cenizas se las lleva el viento, salvo que cierres a cal y canto puertas y ventanas...

    Besos, Vanessa

    ResponderEliminar
  8. Finalmente se paga la luz, sólo quedan cenizas. Cuanto antes se las lleve el viento, antes podra volver la luz. Vivir pisando esas cenizas...no te lo recomiendo
    Bésix

    ResponderEliminar
  9. La llama hay que alimentarla, si no, se apaga, y sólo quedan las cenizas, que no sirven para nada. Pero a veces, cuando la llama parece debilitarse, surge un viento amble que aviva el fuego. A lo se trata de eso.

    Besos.

    ResponderEliminar